Adafrancys

EDUCAR DESDE LA CALMA

Suena genial, ¿verdad? El problema, es que puede ser abstracto y nos cueste saber  cómo conseguirlo. A continuación algunas ideas que nos pueden ayudar

  • CUIDARSE

Significa que atendamos a todas nuestras necesidades básicas, para de esta manera poder atender y ayudar a todos los que nos rodean, en especial nuestros hijos, se que en la práctica es complicado, pero debemos intentarlo. A muchos les pasa que al ser padres hacen a un lado sus propias necesidades. Grave error, de esta forma nos desgastamos.

Con esta primera pauta podremos comenzar el camino de educar desde la calma, en la forma que queramos y podamos, para alguien puede ser ducharse en silencio, tomar un té a solas o dormir una pequeña siesta, para otra persona puede ser salir a correr, para otra puede ser meditar, en fin….

Esto ayuda porque sabes que cuando estés en momentos de cansancio extremo puedes pensar que tu tendrás tu tiempo para ti.

Si la falta de tiempo es un problema entonces es que nos falta priorizar también nuestras necesidades.

  • MIRA CON OTRO CRISTAL

Otro aspecto muy importante para poder educar desde la calma y entender los comportamientos de nuestros hijos.

Al decir mira con otro cristal me refiero a:

Comprender que las expectativas no siempre son buenas porque son las cosas que yo espero y que muchas veces no son las que quieren, esperan o están en capacidad de cumplir mis hijos.

Descubrir mis creencias limitantes y cambiarlas por otras más potenciadoras.

Reconocer mi ego y no dejar que tome el control de mis emociones y de mis decisiones.

Entender cómo funcionan mis emociones y las de los demás para poder gestionarlas mejor.

En resumen es vivir en una realidad absoluta con sus bajadas y subidas.

Si cambiamos la forma de observar, si somos capaces de no juzgar, de tomar una pausa y ser menos reactivos, además de desarrollar la paciencia, LOGRAREMOS EDUCAR DESDE LA CALMA.

Ánimo la educación acompañada desde la calma es el complemento perfecto.

Compartir esta publicación:
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *