5 MANTRAS PARA 5 COMPETENCIAS EMOCIONALES

DESCARGA ESTOS 5 MANTRAS Y SU EXPLICACIÓN GRATIS

Concebimos una competencia como la capacidad para movilizar adecuadamente un conjunto de conocimientos, capacidades, habilidades y actitudes necesarias para realizar actividades diversas con un cierto nivel de calidad y eficacia (Bisquerra y Pérez, 2007).

Se pueden destacar las siguientes características en el concepto de competencia:

Es aplicable a las personas (individualmente o de forma grupal).

Implica unos conocimientos (“saberes”), unas habilidades (“saber-hacer”) y unas actitudes y conductas (“saber estar” y “saber ser”) integrados entre sí.

Una competencia se desarrolla a lo largo de la vida y, en general, siempre se puede mejorar.

El modelo que creo Daniel Goleman se basa en las siguientes competencias emocionales, que deben desarrollar los individuos para poder ser capaz de conocer y reconocer sus propias emociones, las de terceras personas, con la finalidad de gestionarlas adecuadamente para tener relaciones satisfactorias interpersonales e intrapersonales:

  1. Autoconocimiento o autoconciencia.
  2. Autocontrol
  3. Automotivación.
  4. Empatía.
  5. Habilidades Sociales.

La meditación está en la raíz de la inteligencia emocional, principalmente basándonos en la atención plena. Su práctica ayuda a mejorar nuestro conocimiento, lo cual incluye el reconocimiento de las propias emociones y las de quienes nos rodean.